Desde el Agora

La Reforma Previsional es Ley

El 18 de diciembre, con la presencia de 130 diputados, el oficialismo alcanzó el quórum para continuar con la sesión especial suspendida el jueves pasado. El proyecto de Reforma Previsional se convirtió en Ley por 128 votos afirmativos, 116 negativos y 2 abstenciones.

Mociones de orden

La diputada Nathalia González Seligra (FIT – Buenos Aires) pidió excluir del temario el proyecto de reforma previsional y el de reforma tributaria. Sin embargo, el resultado de la votación de la moción fue negativo.

Otros, como Abel Furlan (FpV-PJ – Buenos Aires), solicitaron llamar a una consulta popular para debatir las reformas. Las mociones en esa línea también fueron rechazadas.

Cuarto intermedio

El bonaerense Horacio Pietragalla (FpV-PJ) propuso un cuarto intermedio por los incidentes que estaban sucediendo en las afueras del Congreso y el pedido fue aceptado. Los presidentes de bloque y quien preside la Cámara, Emilió Monzó, evaluaron los hechos y finalmente se decidió continuar con la sesión.

Cuestiones de privilegio

La mayoría de las cuestiones estuvieron relacionadas con los hechos que tuvieron lugar el jueves pasado, cuando la sesión especial convocada por el oficialismo tuvo que ser levantada. Otros utilizaron la herramienta reglamentaria para pedir el levantamiento de la sesión en curso por los incidentes que estaban teniendo lugar fuera del palacio.

Por su parte, el presidente de la bancada del FpV-PJ, Agustín Rossi, planteó una cuestión de privilegio por las denuncias que realizaron algunos diputados de Cambiemos contra él y otros legisladores opositores por su comportamiento en el recinto el jueves pasado. En defensa de lo ocurrido, Rossi aseguró que él y el resto de los diputados “impedieron que se lleve a cabo una sesión irregular porque no tenían quórum”. “Repudiamos que haya diputados que utilicen la denuncia como forma sistemática de resolver las cuestiones políticas”, afirmó.

“Siete diputados de esta Cámara fueron agredidos y afectados con distintas lesiones por las fuerzas de seguridad (…) Ni una muestra de solidaridad”, agregó aludiendo a los diputados del oficialismo.

Por otro lado, el diputado se refirió a la premura en el tratamiento de los proyectos de Ley y denunció a Cambiemos por no haber respetado el diagrama de reuniones y sesiones acordado: “Todo rápido, todo express”, expresó Rossi.

También Graciela Camaño (FUNA – Buenos Aires) planteó una cuestión de privilegio. La misma estuvo dirigida al jefe de Gabinete, Marcos Peña, a quien calificó como “monje negro”, parafraseando a la conductora Mirtha Legrand. Luego se refirió a Monzó advirtiéndole que “le tiraron pescado podrido. El acuerdo no estaba cerrado (…) No tuvo 129 diputados, porque la división de poderes se vulneró. El acuerdo se hizo afuera de este lugar que es el de la representación del pueblo”.

Camaño cuestionó al Gobierno Nacional y señaló que “el problema que tenemos en la calle no es el kircherismo corrupto, no es la oposición piquetera, como dijo este señor que está a tiro de moción de censura (en referencia a Peña). Sin embargo, no terminó la sesión cuando ya estaba dándole instrucciones a la tropa, y entonces conspicuos dirigentes políticos del oficialismo salieron a hablar del piquete que se había armado acá”.

Finalmente arremetió contra el bloque oficialista alertando que “en la década pasada hemos vivido muchas sesiones picantes, fuertes. No nos asustemos, no bajemos el volumen de la voz para hacer creer que somos los buenos. Los buenos no le roban a los jubilados, a los pensionados, a los combatientes de Malvinas, a las mujeres de la AUH. Se requiere ser tan hipócritas que hasta nos olvidamos de los discursos que hicimos en el pasado”.

En representación del oficialismo, Elisa Carrió (Coalición Cívica – CABA) presentó una cuestión de privilegio “colectiva”. La aliada estratégica del Gobierno Nacional alertó que podría llegar a suceder “que mañana decida un grupo en las calles que no puede funcionar un gobierno”. “Ni más ni menos que un golpe de Estado. En consecuencia, nosotros somos diputados de la Nación, ejercemos una representación, queremos tratar la Ley. El artículo 21 de la Constitución establece que el pueblo no delibera ni gobierna sino a través de sus representantes”, señaló Carrió y finalmente introdujo la idea de que existe una “conspiración institucional”.

Respecto a la reforma previsional, Carrió responsabilizó al kircherismo de “la quita del 82% móvil” y aseguró que con la propuesta del Ejecutivo “todos los aportantes mayores de 30 años van a cobrar el 82% móvil”. En respuesta a los abucheos de la oposición, Carrió respondió: “perdieron muchachos, no se gana con violencia lo que se perdió en las urnas”.

En medio de los cruces, Gustavo Contigiani (Partido Socialista – Santa Fe) realizó un llamado al diálogo. “Repudio a los violentos, repudio a los infiltrados, repudio el accionar violento de las fuerzas de seguridad. Me duele un agente de seguridad con lesiones, como me duele cualquier militante político herido. Repudio a los violentos, sea en la situación que sea. Pero nada va a poder menoscabar la jornada de protesta social pacífica de la gran mayoría”, manifestó el diputado santafecino.

Contigiani expresó su compromiso para que al Gobierno “le vaya bien” y pidió que “dejen ayudarse. Escuchen. Dialoguen. Convoquen a la alta política, a la que nos honró siempre. Dejen de hablar solamente con los gobernadores”.

Luego, advirtió a Monzó que el oficialismo está en el camino “de la teoría del poder”: “Van redoblando la apuesta una y otra vez, continuamente. Generando marcos de tensión que la democracia y el parlamento no puede procesar”. “Vamos a darle lugar a la política porque todos queremos que al Gobierno le vaya bien pero a partir de la justicia social”, concluyó.

Martín Lousteau (Social Demócrata – CABA) comenzó su intervención definiendo que “esto que está ocurriendo es la grieta”. El líder de Evolución Radical advirtió sobre la “prepotencia de un proyecto de Ley que no se discutió, que quiso ser impuesto, que no se debatió como corresponde”. “Nosotros no estamos a favor del proyecto. Presentamos un proyecto alternativo y decimos de dónde debe salir el dinero para obtener este fin”, indicó finalmente el diputado.

El presidente del interbloque Argentina Federal, Pablo Kosiner (Justicialista – Salta) defendió la firma del Consenso Fiscal por los gobernadores y aseguró que “el peronismo se tiene que preparar para ser opción de gobierno”. El diputado aseguró que su bloque, que representa a los gobernadores del PJ, está dispuesto a debatir la reforma jubilatoria “con profunda responsabilidad”. “En nuestro bloque hemos tenido y tenemos un profundo debate sobre esta Ley, y cada voto que se va a expresar es por una decisión libre de cada diputado del bloque”, manifestó.

Kosiner polemizó diciendo que “es mucho más fácil hablar cuando uno no tiene responsabilidad de gobierno”. “Los gobernadores han actuado responsablemente, pensando en el interés de sus provincias, y muchos de nosotros no les vamos a sacar el hombro ni la espalda a nuestros gobernadores. Pero no por obsecuentes, sino porque somos responsables”, aseguró.

Finalmente, Kosiner sostuvo: “queremos ganarle a Macri en las próximas elecciones, pero no vamos a formar parte de ninguna visión que apueste al fracaso del gobierno”.

El debate

El miembro informante el oficialismo, Eduardo Amadeo (Unión Pro – Buenos Aires) defendió la propuesta del oficialismo y garantizó que desde el Gobierno Nacional harán “todo lo posible” para que “las prestaciones mejoren, sean previsibles e incrementen el poder de compra para los jubilados”.

La esencia de nuestro proyecto es la de un sistema público, solidario, sustentable” y “no hay ni habrán segundas intenciones”, aseguró. Luego, en relación al tratamiento parlamentario de la iniciativa expresó que su bancada “cree” en “el valor del diálogo” y que “hace varios días” están intentando que el Congreso “funcione a pleno” para poder “proteger a los jubilados y al sistema previsional de una fórmula actual que genera enorme incertidumbre”. “Ante la violencia, hemos optado por el camino de la verdad, la esperanza, la cercanía”, destacó.

El legislador denunció que existió una “enorme campaña de falsedades, pero a fin de año los jubilados no sólo van a estar mejor, sino que van a tener una fórmula que los va a proteger por décadas”. Amadeo explicó que las jubilaciones este año quedarán un 5% por encima de la inflación proyectada, por lo que un jubilado que hoy cobra 10 mil pesos “tendrá en diciembre un haber de 12 mil pesos”.

A su vez, el diputado oficialista rechazó la idea de que el Gobierno sea “insensible” y enumeró las diferentes medidas llevadas adelante por la gestión de Mauricio Macri con respecto a los jubilados, como la Ley de Reparación Histórica, la extensión de la Asignación Universal por Hijo (AUH) a monotributistas y la decisión de planificar el presupuesto “más importante de la historia” en el área social.

“Estamos orgullosos del enorme compromiso social de nuestro gobierno”, aseguró Amadeo, quien apuntó que “la ley no es resultado de una decisión autista, sino del Consenso Fiscal suscrito en noviembre pasado por 23 gobernadores”.

En representación del Frente Renovador, Mirta Tundis (FUNA – Buenos Aires) advirtió que el bono compensatorio que dictaría el Presidente por DNU es un reconocimiento de que “no están dando el aumento que corresponde” y es “insuficiente” porque “los jubilados no van a compensar todo”. “Al final del 2018, un jubilado que cobra 8900 pesos de haber mínimo, con ésta fórmula va a terminar cobrando 8600”, argumentó.

Tundis ejemplificó: “Es como tener un plazo fijo de 10 mil pesos e ir a sacar 5 mil. Voy a tener intereses, pero sobre los 5 mil, no sobre los 10 mil. Esto es lo mismo: nunca van a recuperar el capital perdido”. La diputada también cuestionó la baja de contribuciones patronales que incluye la reforma tributaria y señaló que traerá como consecuencia “el desfinanciemiento de la Anses”.

El diputado Diego Bossio (Justicialista – Buenos Aires) rechazó la propuesta del Ejecutivo y destacó que “una ley como la de movilidad esté tan enraizada en toda la sociedad significa que es buena para la gente. Nunca fue cuestionada esta Ley”.

Además, el diputado justicialista lamentó la falta de “madurez” para dar la discusión y advirtió que la Ley “no es buena”. “Si el reconocimiento es que con esta ley no se pierde poder adquisitivo, lo que estamos reconociendo es que el haber mínimo jubilatorio actual es bueno, y lo estamos congelando”, agregó.

Luego, Axel Kicillof (FpV-PJ – CABA) aseguró que el oficialismo le mintió a los jubilados en la campaña electoral y que la Ley de reforma previsional “trata, como se intentó varias veces en la Argentina y como se hizo en otros gobiernos, de sacarle la plata de los bolsillos a los jubilados”.

El ex ministro de Economía cuestionó: “Se pasaron años diciendo que las jubilaciones eran bajas; y ni bien tienen oportunidad, en 2016, bajaron las jubilaciones. Y ahora, en 2017, presentan una ley para bajarlas más”, continuó.

Kicillof rememoró que “en noviembre de 2015, Macri (...) se paró y dijo 'no le vamos a bajar las jubilaciones a quienes la cobran'”, y que el jefe de Gabinete, Marcos Peña, afirmó en julio de este año que no había preparada “ninguna reforma previsional”.

En respuesta a las críticas por las cuentas recibidas del kirchnerismo, el exfuncionario desafió al oficialismo: “Vayan a ver los números. Ustedes recibieron un gobierno con superávit en el sistema jubilatorio, no había ningún problema que no se pudiera encarar”.

Además, Kicillof destacó que en marzo próximo el aumento con la fórmula actual sería de 14, 5 por ciento y, en cambio, con la nueva será de 5,7 por ciento. “No hay argentino, por más verso que pongan, que no se décuenta que 14, 5 no es lo mismo que 5,7”, manifestó.

Por último, afirmó que el déficit fiscal “lo provocaron ustedes” y “es producto de que le han perdonado los impuestos a los ricos, y que gobiernan para los ricos”, refiriéndose a Cambiemos.

Luego, la diputada Ivana María Bianchi (Compromiso Federal –San Luís) advirtió que “no se escucharon a las organizaciones sobre qué pensaron del proyecto”. Asimismo, reclamó que sacaron coberturas de alimentos nutricionales, medicamentos y vitaminas. Ejemplificó que si un jubilado es celiaco o diabético se le incrementa el costo de la canasta.

El diputado Walberto Enrique Allende (Todos Juntos por San Juan) sostuvo: “propusimos que este proyecto se pueda mejorar, ya que hace falta la reforma pero no tiene que ser reduciendo el salario de los que más necesitan”. En ese sentido, afirmaron que no acompañan la iniciativa, y pidieron que “todos los sectores estén representados para hacer la gran reforma que Argentina necesita”.

En tanto, el representante del Frente de Izquierda (FIT), Nicolás del Caño (Buenos Aires) manifestó que el proyecto supone “un recorte que es inconstitucional y generará muchos juicios”. Sentenció que se trata de una ley “fraudulenta.

En nombre del bloque Libres del Sur, Victoria Donda Pérez (CABA), señaló que “el FMI recomendó en 2015 hacer sustentable el sistema previsional, extender la edad, modificar la Ley de Movilidad Jubilatoria y la fórmula para que dé un 20 por ciento menos”.  A esos pedidos,  “respondemos con esta norma”, sentenció.

La diputada cuestionó la eliminación de las moratorias y aseveró que hay que preguntarse “por qué el Estado no implemento políticas para bajar el trabajo no registrado”.

La dirigente del PO Frente de Izquierda, Romina del Plá (Buenos Aires) hizo referencia al proyecto de Ley de Reforma Laboral, que aguarda tratamiento en el Congreso, y que “también  quiere eliminar los aportes patronales a quienes empleen y paguen menos de 12 mil pesos en bruto”.

En ese contexto, la diputada Graciela Camaño (Frente Renovador-Buenos Aires) solicitó una moción de orden y solicitó el regreso del proyecto de Ley a comisión, pedido que fue rechazado por 120 votos negativos. En ese sentido, lamentó: “Lo que pasó durante el día fue terrible (…) no podemos decir que son los violentos  o conspiradores los que están en las calles de Buenos Aires y el interior del país; es indicativo que hay un enorme malestar y no podemos seguir como si nada pasara; tenemos que tener un gesto y no puede ser chicana; tiene que ser un gesto político de este Poder independiente de la nación”.

El ex funcionario kirchnerista Daniel Filmus (FPV- Buenos Aires) advirtió sobre “los puntos negativos que tiene la extensión jubilatoria en los más jóvenes”.

“Un tema que fue poco discutido hoy (…) es la extensión jubilatoria hasta los 70 años. La juventud puede ingresar al mercado laboral año tras año porque los adultos se retiran. Esto genera un equilibrio y hace que la desocupación no alcance cifras inconmensurables”, advirtió.

En este sentido, agregó: “actualmente 1 de cada 3 jóvenes no tiene empleo” y “ese es uno de los aspectos fundamentales que derivan en la violencia (…) Esta ley también castiga a los jóvenes que no van a conseguir trabajo”.

La representante de Cambiemos por Buenos Aires, Elisa Carrió, destacó que “el problema central del mundo y Argentina no es cómo se va a actualizar a los jubilados; el problema real es que no se van a poder retirar los que tienen 40 años actualmente”.

Al respecto, aseguró: “Una comisión tendrá que debatir qué vamos a hacer con el tema de las personas que llegadas a determinada edad no tendrán coberturas”.

Al momento de los cierres, la diputada Camaño ratificó su rechazo al proyecto de igual forma que Rossi, mientras que Kosiner llamó al bloque Justicialista para que votara con libertad y por último Mario Negri directamente “mandó a votar”.

 Luego de 19 horas de sesión el proyecto se convirtió en Ley por 128  votos afirmativos,   116 negativos y 2  abstenciones.

La Cámara en pleno acordó un cuarto intermedio, a fines de continuar con el temario, para las 17 hs.


Breves

Desburocratización y Simplificación

El Poder Ejecutivo emitió un DNU (27/2018) para promover el funcionamiento dinámico y eficaz de la gestión pública. El Decreto contiene 170 medidas que abarcan a 8 ministerios.

Reforma laboral

El proyecto de Ley no tendría lugar en el temario del eventual llamado a extraordinarias para febrero. Por el contrario, el oficialismo buscaría llevarlo al debate en el periodo ordinario de sesiones.

IPC Congreso

El IPC Congreso midió una inflación del 24,6% en todo 2017, según informó el equipo económico del Frente Renovador, encabezado por el diputado Marco Lavagna, junto a los bloques Justicialista, Libres del Sur y el Partido Socialista.