En el día de la fecha tuvo lugar una reunión de la comisión de Minería, Energía y Combustibles a la cual asistió el secretario de Gobierno de Energía de la Nación, Lic. Gustavo Lopetegui, quien brindó un informe en relación a los siguientes temas:

  • Falla masiva del sistema de interconexión eléctrica ocurrida, en mayor medida, en Argentina y Uruguay, el 16 de junio del corriente año
  • Concurso público Internacional Costa Afuera Nº 1 de la Resolución 65/2018 de la Secretaría de Gobierno de Energía, correspondiente a las cuencas Austral Marina, Malvinas Oeste y Argentina Norte.

Con respecto a la falla masiva del sistema de interconexión eléctrica, Lopetegui comentó que ya poseen un claro diagnóstico de lo ocurrido, así como también tienen identificados a los responsables de cada una de las fallas. Comentó que se han tomado las medidas preventivas necesarias desde la ocurrencia del evento para que no vuelva a suceder.

El Secretario señaló que se ha elaborado un informe en el cual se detallan conceptos generales y las causas de la falla y explicó paso por paso el mismo.

  1. Conceptos generales del sistema eléctrico:

Lopetegui consideró importante poder explicar los conceptos que se desarrollan a continuación para un mejor entendimiento de las causas de la falla. El sistema eléctrico se encuentra dividido en tres segmentos: generación, transporte y distribución. Tanto la generación como la distribución son consideradas por la Ley como un servicio público, y no así la generación. La responsabilidad de regular el transporte es del Estado, y la responsabilidad de la distribución de la energía es de cada una de las provincias.

La generación es un negocio fundamentalmente llevado a cabo por el sector privado. Se encuentra compuesta por 105 generadores en nuestro país. Estos generan electricidad con una determinada tensión más baja que la que se necesita para poder transportar la energía. Por tal motivo, debe haber un transformador que eleve la tensión y mientras más largo sea el transporte, se deben utilizar redes de mayor tensión para no perder energía. Durante el transcurso del viaje hay grandes usuarios que pueden tomar electricidad directamente sin pasar por un intermediario, como por ejemplo Aluar. Para los demás usuarios, los trasformadores vuelven a bajar la tensión y de ese modo pueden conectarse todos los hogares.

La frecuencia es la velocidad a la que viaja la electricidad: es importante porque durante todo el evento lo que ocurrió fue una desestabilización de la frecuencia. En todo momento, se debe mantener la oferta energética igual a la demanda. Esta frecuencia se mide en Hertz, y en Argentina la electricidad debe viajar a 50 HZ con un desvío permitido de 0,2 hacia abajo o arriba.

Lopetegui hizo también referencia a otro concepto clave conocido como sincronismo: para que se pueda igualar la velocidad de la electricidad en todo el país, todos los rotores deben girar a la misma velocidad. Todos los generadores giran en sincronismo. Cuando hay un cortocircuito, se desconecta la línea de transmisión. La red eléctrica posee un resorte virtual que vincula cada uno de los generadores, los cuales apelan a sistemas de protección para corregir el balance en caso de cortocircuito.

Luego se refirió a un concepto conocido como DAG: Desconexión Automática de Generación. Esta es la desconexión de la oferta. Son sistemas informáticos programados para que automáticamente mande señales a un generador que reduzca su generación total o parcialmente cuando ocurre algún problema. En nuestro país, hay 4 grandes DAG: DAG NEA, DAG NOA, DAG Mendoza y DAG Comahue.

  1. Cuál era la situación del sistema previa al evento

Las líneas de alta tensión involucradas van desde Rincón, Salto Grande hasta Campana. En el tramo desde Salto Grande a Belgrano, hay líneas paralelas instaladas porque es una región en la cual se trae mucha energía desde el norte hacia el centro del país. El día 18 de abril, una de las dos líneas estaba fuera de servicio porque la empresa Transener debía mudar una de las torres como consecuencia de la cercanía al rio de la misma. Para asegurar el suministro, Transener construyó un Bypass conectando la línea que seguía en servicio al acceso de Campana. Hasta aquí, ninguna de estas situaciones tendría que haber causado algún problema.

A modo de aclaración, Lopetegui afirmó que la línea NO se encontraba sobrecargada y que nunca operó por encima de sus parámetros de seguridad. Comentó también que el día 30 de mayo cayó la oferta de Yacyretá por falta de agua y para compensar dicha situación se trajo energía de Brasil, pero nunca sobrepasando el límite de seguridad.

  1. Secuencia del evento / causas

La falla se produjo en la mañana del domingo 16, momento en el cual la demanda era muy baja. A las 7:06 am se produjo un cortocircuito en la línea que seguía en servicio entre Colonia y Belgrano. En este sentido, Lopetegui explicó que los cortocircuitos son un evento habitual y que ocurren permanentemente, pero que eso no quiere decir que tengan que causar lo que sucedió después. En este caso, debería haber funcionado la DAG, mediante el envío de una señal al norte para que se baje la tensión, y dicha señal no existió. El motivo deriva del momento en el que se construyó el Bypass y se cambió la arquitectura de la red. En ese momento, se debería haber reprogramado los parámetros de la DAG porque ésta seguía “pensando” que tenía dos líneas que venían alimentándolo. Esto fue una omisión y error operativo de la empresa Transener ya que no se ciñó al protocolo de reprogramación de dicha DAG. La empresa reconoció el error.

La frecuencia comenzó a caer y el desbalance porcentualmente era muy alto. Había una baja demanda y una alta cantidad de energía proveniente del Norte. Los generadores se “desengancharon” prematuramente y de este modo agravaron el desbalance: “·Podríamos haber evitado el colapso si los generadores y distribuidores hubieran actuado de acuerdo al protocolo (…) La no actuación del mecanismo de DAG provocó que se desconectaran otras dos líneas produciendo una perturbación mayor”

 

  1. Acciones para la recuperación del servicio

Lopetegui señaló que hay un protocolo de análisis de falla que se debe seguir. Los transportistas, generadores, distribuidores y grandes usuarios suministran a CAMMESA informes cuando ocurre una falla. En este caso por la complejidad del evento son del orden de 350 informes.

Las áreas técnicas de CAMMESA realizan el análisis hasta consolidar un informe definitivo en base a la información disponible. Luego se establecen acciones correctivas inmediatas y se remiten los informes al ENRE.

Una vez determinadas las responsabilidades, el ENRE aplicará las penalizaciones que correspondan de acuerdo a lo establecido en el Marco Regulatorio. Los distribuidores y usuarios que no cumplieron con el alivio de cargo previsto, pagarán compensación proporcional.

  1. Responsabilidades en orden de ocurrencia

Brevemente, el secretario indicó que ocurrieron 3 situaciones:

  1. a)No actuación de la DAG del NEA: responsabilidad de Transener. Éste es el evento desencadenante.
  2. b)Desconexión de Generación fuera de rango
  3. c)Insuficiente actuación de alivio de carga

 

  1. Acciones preventivas y correctivas

A partir de las 9.30 horas se comienza a recuperar el servicio, siguiendo el Protocolo Técnico 7 de los procedimientos de CAMMESA. A las 14:30 horas ya se había recuperado el 50% del servicio. En este sentido, Lopetegui señaló específicamente las acciones preventivas y correctivas por sector:

Transportista: “ya se asumió que no contábamos con la DAG de la NEA. En el día de ayer comenzó a funcionar nuevamente la línea que se encontraba sin actividad”.

Generadores: ajuste de las protecciones de los que salieron de servicio y revisión de sus procedimientos de control.

Distribuidores: requerimiento de ajuste del esquema de cortes por subfrecuencia. Instrumentación de sistema en línea de monitoreo de los alimentadores predeterminados a cortar.

 

  1. Proceso para la determinación de penalizaciones

Las penalizaciones deben ser aplicadas por el ENRE, ya que tiene autarquía y un protocolo de cómo y qué sanciones debe aplicar. Lo establecido por dicho protocolo en cada caso implica:

Transporte: el marco regulatorio establece un máximo de 10% de la suma de penalizaciones sobre la remuneración anual y del 50 % de la remuneración mensual.

Generación: los generadores con reducción de confiabilidad puede ser limitados en el despacho y se reduce su remuneración.

Distribución: la actuación del esquema de alivio de cargas prevé la compensación al costo de la energía por el corte no aportado durante las horas de interrupción.

 

  1. Desempeño comparativo de SADI en el tiempo y versus otros países

Lopetegui comentó que “el sistema eléctrico argentino es robusto” y que no es solo su opinión sino la de muchos otros expertos en la materia. Acto seguido se refirió al sistema de transporte específicamente:

“Transener surge de la privatización del año 1994 y en el Contrato de concesión se establece una tasa de falla admisible de 2,5 fallas por cada kilómetro de línea por año. Cuando nace dicha empresa (en la que el Estado tiene 50% de participación) el nivel de fallas era de 1,5. Durante los primeros años dichos números se mantuvieron pero desde 1996 hasta 1999 bajan los niveles llegando a un 0,50. Entre 2001 y 2004 sube nuevamente el nivel de falla alcanzado a 1, a partir de 2004 se mantiene en 0,50 y en los últimos años hemos tenido los menores niveles de falla de la historia de Transener. Para mayo de 2019, fue del 0,36. Estamos Muchísimo mejor que hace 25 años atrás, y si nos comparamos con otros países también”.

A modo de conclusión, el secretario especificó que ese 0,36 son fácticamente 60 fallas anuales que pueden ocurrir por diversas causas, entre ellas: tormentas y vientos, reducción de aislación, caídas de torres por tornados o tormenta fuerte, incendios de campo bajo las líneas, humo como conductor a tierra y vandalismo.

Con respecto al otro tema a considerar, sobre el Concurso Público Internacional Costa Afuera Nº, desde la comisión se decidió citar al Secretario en otra oportunidad para exponer en detalle sobre el mismo.