La primer sesión extraordinaria del Senado comenzó con una cuestión de privilegio contra la violencia de género. Algunos senadores colocaron en sus bancas carteles con el texto «mira cómo nos ponemos» en alusión a la denuncia del colectivo de Actrices Argentinas.

Luego, el cuerpo aprobó por  59 votos afirmativos y 1 en contra un paquete de proyectos previamente acordados entre los bloques. Entre ellos: la creación de una cédula escolar nacional, la regulación de áreas marinas protegidas, la prohibición de lámparas halógenas e incandescentes y una nueva Ley de Vacunas.

También se sancionó la «corrección» al anexo de la Ley de urbanización de villas -que incorpora 188 barrios populares y asentamientos-, la fijación de una nueva alícuota de Ganancias para mutuales y cooperativas grandes (tope del 4%) y la modificación a la ley de inversiones para bosques cultivados.