Se reunieron los diputados de las comisiones de Comunicaciones e Informática y de Presupuesto y Hacienda para comenzar a trabajar sobre el proyecto de Ley que crea un Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento (D-1405/19). También integraron el temario los siguientes proyectos:

  • Desarrollo de la Industria del Software – Ley 25.922 – modificación del artículo 1º sobre prorrogar hasta el 31 de diciembre de 2030 el Régimen de Promoción del Software (Expedientes D-4741, D-5158, D-7692)
  • Régimen de Promoción para la Actividad de Producción Audiovisual Nacional con destino al exterior (Expedientes D-5237, D-7517).

En relación con el proyecto de Economía del Conocimiento, el presidente de la Comisión de Comunicaciones e Informática, Juan Brügge (Córdoba Federal – Córdoba) aseguró que el software es una «actividad de exportación» y que la iniciativa busca, entras otras cosas, evitar la salida de recursos científicos del país.

El diputado presentó los beneficios del proyecto, destacando la estabilidad fiscal para las actividades objeto de la promoción; el computo del mínimo no imponible previsto en el art. 4 del Decreto 814/2001 en forma completa respecto a las contribuciones patronales; la reducción de la alícuota del Impuesto a las Ganancias en 15%; y la eximición de los sujetos beneficiarios de retenciones y percepciones de IVA, entre otros puntos.

A continuación, hicieron uso de la palabra asociaciones y cámaras interesadas para exponer su opinión respecto a la propuesta normativa. En primer lugar, Alejandro Ramírez, en representación de la Asociación de Emprendedores de Argentina (ASEA), celebró que el proyecto «amplíe el espectro» de emprendedores encuadrados en la normativa. Además, aseguró que los emprendedores argentinos tienen el potencial para generar el empleo que se necesita.

Posteriormente, Leonardo Fernández, Co-Fundador de Auravant, destacó que en Argentina las cargas impositivas son “muy pesadas” para las empresas que recién empiezan y que éstas muchas veces encuentran más atractivos en radicarse fuera del país, de allí la importancia de los beneficios fiscales que ofrece la iniciativa.

A su turno, el presidente de la Cámara Argentina de la Industria de la Cinematográfica manifestó que durante muchos años el sector buscó crear un proyecto de promoción de la actividad audiovisual y que cada vez que se elaboró una iniciativa se «tomaba como referente a la Ley de software». «Nunca se pudo concretar, pero tuvimos muy claro cuando fuimos convocados por el Ministerio de Producción que se trataba de un instrumento que había dado muy buenos resultados en el sector del software». Además, celebró que la producción audiovisual esté en la agenda gubernamental.

Más tarde, Matías Peire, fundador de Grid Exponential, opinó que la Ley presenta una oportunidad «bastante concreta» porque las empresas de base científica «tenemos un primer paso muy rápido para capturar talento que hoy absorbe sólo el sistema científico». En consonancia, la Dra. Graciela Ciccia, representante de la industria en el directorio del Conicet alentó la sanción del proyecto y aseguró que la Ley de Software “visibilizó muchas ciencias” y constituye un atractivo para que la industria «incorpore un montón de jóvenes científicos».

Desde Integral Software señalaron que la industria de software creó 110 mil puestos de trabajo nuevos y que esperan que la cifra se incremente a 150 mil. «Esta Ley viene a poner un marco para lograr este objetivo».

Guillermo Castelli, Co-Fundador de Endeavor y CEO de Quadminds, destacó la importancia de las políticas públicas de promoción de la industria y compartió su experiencia personal. Mientras tanto, Federico Hack, en representación de la empresa Satellogic, comentó que la industria satelital en Argentina tiene una ventaja competitiva en relación al resto de la región. Asimismo, consideró que “esta Ley nos va a permitir que empiecen a aparecer otras empresas que puedan proveer servicios de alta calidad y con empleo altamente calificado, y no solo para el Estado”.

Agustina Fainguersch, Directora de Wolox, aseguró que «empezamos a crecer en serio con la Ley de Software». «Para mí, ampliar esta nueva Ley contribuye a la evolución de la Ley de Software y de nuestros tipos de empresas», concluyó. Por último, tomaron la palabra Juan Abdala, fundador de Kilimo, y Marta Cruz, Co-Fundadora y Directora de NXTP Labs, quienes compartieron las historias de sus emprendimientos y destacaron la importancia de una Ley de Software más abarcativa.